lunes, 5 de julio de 2021

COLLIURE - FRANCIA (TUMBA DE MACHADO)

 COLLIURE - FRANCIA 



Colliure (francés: Collioure, catalán Cotlliure, y a veces en castellano Colibre​) es una comuna de Francia situada en el departamento de los Pirineos Orientales en la Región de Occitania en Francia

Pertenece a la histórica comarca del Rosellón. Fue célebre desde la época de los Reyes de Mallorca. A principios del siglo XX, Henri Matisse y André Derain, acudieron a esta localidad atraídos por la luz de su puerto pesquero y el colorido de sus casas que plasmaron en sus lienzos.

En esta localidad falleció el poeta Antonio Machado en el exilio y está enterrado en su antiguo cementerio. El novelista inglés Patrick O'Brian vivió también este pueblo desde 1949 hasta 1998, y tras su muerte dos años después en Dublín su viuda lo enterró en el nuevo cementerio de Colliure situado a las afueras.













LA TUMBA DE ANTONIO MACHADO EN COLLIOURE

Al otro lado de los Pirineos, cruzando la frontera con Francia, permanece inalterable en el tiempo el recuerdo del miembro más destacado de la generación del 98, el poeta Antonio Machado. Como él mismo relataba en su autobiografía le profesaba “un gran amor a España”, pero tuvo que dejar su país de origen para refugiarse, como tantos otros, en tierras galas. Huyendo del franquismo que perseguía las ideas republicanas, Machado llegó al exilio arropado por su familia a la ciudad de Colliure, en los Pirineos Orientales.

Un enclave donde también se establecerían otros muchos exiliados españoles. Cuando entró en la ciudad, el 27 de enero de 1939, ya estaba gravemente enfermo y menos de un mes después, el 22 de febrero de ese mismo año, le venció la muerte. “La nave que nunca ha de tornar” se lo llevó a bordo muy pronto, impidiéndole disfrutar de la ansiada libertad que le había llevado hasta la localidad francesa.


COLLIURE, EL HOGAR DE MACHADO PARA LA ETERNIDAD

Machado llegó a Cotlliure, como uno más de aquellos miles de refugiados que huyan del ejército franquista en lo que suponía la caída de Catalunya y un anticipo de la caída definitiva de la República española. Llegó enfermo y agotado y murió un mes después. Fue enterrado al día siguiente y el féretro llevado a hombros por oficiales y soldados de la segunda brigada de la Caballería Republicana, confinados en el Fort Mirador y el Château Royal.








La pintoresca Colliure fue testigo de la muerte del escritor, cuyos restos reposan en su pequeño y modesto cementerio. Aunque varios intelectuales y autoridades del país quisieron llevárselo a París para enterrarlo con honores, su familia prefirió que descansase en este hermoso pueblo costero. Su hermano Manuel había escuchado de sus labios uno de sus últimos deseos: “quien pudiera vivir tras una de esas ventanas, libre ya, de toda preocupación”.

Estas palabras, que dijo Machado mientras señalaba en la playa las humildes casitas de los pescadores, hicieron que eligieran este lugar para que el poeta “durmiese el último sueño”. Desde entonces, la tumba de Antonio Machado en Colliure se ha convertido en un centro de peregrinación para los incondicionales de su obra, que acuden a visitarla como símbolo de la admiración hacia su legado humano y poético. La tumba de Machado, que es hoy un emblema del exilio, siempre está adornada con flores frescas, notas, poesías y banderas republicanas que recuerdan el motivo por el que el autor tuvo que marcharse al exilio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario